MECANISMOS DE (falso) CAMUFLAJE DEL INTOLERANTE QUE PRETENDE NO SERLO

La INTOLERANCIA es todo comportamiento, forma de expresión o actitud que VIOLA o DENIGRA los derechos del prójimo, o invita a violarlos o negarlos.

La INTOLERANCIA es todo comportamiento, forma de expresión o actitud que VIOLA o DENIGRA los derechos del prójimo, o invita a violarlos o negarlos.

“Yo no soy racista pero…” “Yo no soy homófobo pero…” “Yo no soy islamófobo pero…” ese “yo no soy” pretende funcionar como una especie de vacuna previa antes de empezar a soltar, inmediatamente después del “pero…” los (pseudo)argumentos más disparatados, rocambolescos y absurdos cargados de rechazo en el mejor de los casos cuando no de odio.

Cuando son “cazados” en su intolerancia, lo irracional se sostiene poco, y para intentar mantener el patético disfraz acuden al “tengo un amigo/a negro, gitano, musulmán, gay…” que siempre representa una excepción y al que se refieren siempre de una manera paternalista dándole su aprobación misericordiosa, que hay que agradecerle, para que veamos que no mata ni le mete una paliza a nadie (como si fuera un derecho o una posibilidad, pero no son tan “salvajes”, con discriminar basta), los trata como “personas normales”, tratando de convertir esto en otro salvoconducto para la intolerancia.

“Se puede engañar a algunos todo el tiempo y a todos algún tiempo, pero no se puede engañar a todos todo el tiempo.” Abraham Lincoln

“Se puede engañar a algunos todo el tiempo y a todos algún tiempo, pero no se puede engañar a todos todo el tiempo.”
Abraham Lincoln

Cuando ya llegamos más lejos en la discusión se trata de banalizar la intolerancia intentando relegarla al nivel de “opinión” y acuden a la “libertad de expresión” que confunden con el derecho a coartar la libertad de los demás o a realizar comentarios que incitan al odio y la denigración de otra persona o grupo humano.

El último paso consiste en criminalizar a la víctima del rechazo tratando de transportar la culpa de la acción en el que la padece para así tratar de justificar la conducta intolerante “Son ellos/as que no se quieren integrar” “las feminazis” “el racismo anti-blanco” “van provocando”… o tratan de darle la vuelta para que su discurso parezca positivo “yo no estoy contra los gays, estoy por la familia” “Yo no estoy contra los inmigrantes sino por la mano de obra autóctona, primero los de casa” “no estoy contra los musulmanes sino que defiendo las libertades y el modo de vida occidental” esto último ha sido ampliamente explotado por los sectores neofascistas y fanáticos de varios pelajes. En algunos casos después de este nivel pasamos al insulto directo.

La INTOLERANCIA está ligada a manifestaciones de odio racial, nacional, sexual, étnico, religioso o a otras formas de comportamiento que discriminan a ciertas personas o categorías de personas.

La INTOLERANCIA está ligada a manifestaciones de odio racial, nacional, sexual, étnico, religioso o a otras formas de comportamiento que discriminan a ciertas personas o categorías de personas.

Otra acción bastante común es que al carecer de argumentos que contrarresten la puesta en evidencia de su intolerancia acuden a blogs de vaya usted a saber quién (casi siempre de algún intolerante, fanático, opinante experto en nada y sin trayectoria conocida…) o a medios capciosos también en la línea (muchas veces de ultraderecha) y a historias particulares (ficticias en la mayoría de los casos) pretendiendo hacer la “ley del embudo”, partiendo de una particularidad establecer una generalidad.

Los más sutiles colocan noticias que insinúan pero no dicen tratando de jugar con los prejuicios generales reafirmándolos “en honor de la verdad” pero sin decir directamente porque son gente “bien”, haciendo menciones que exaltan el imaginero prejuicioso general. Si hablamos de personas romanís (gitanas) hacer referencia a robos, delincuencia, drogas… si hablamos de musulmanes a machismo, barbarie, terrorismo… si hablamos de gays a pederastia, escándalo público, depravación, amoralidad… si hablamos de mujeres a incitación, malicia, falsedad de maltrato de género…

Así que, intolerantes con complejo, el engaño dura muy poco.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: